La UE acuerda la tercera bajada de las tarifas de ‘roaming’ a partir de julio

  • Una llamada desde el extranjero costará 29 céntimos por minuto, y no 35
  • En los contratos de datos acuerdan un precio de 70 céntimos por megabyte
  • Un SMS avisará al usuario cuando el montante gastado supere los 50 euros
  • ‘Los usuarios de telefonía están hartos de ser atracados con las tarifas’
Efe | Bruselas
La Unión Europea llegó este miércoles a un principio de acuerdo para aplicar la tercera bajada de las tarifas del uso de teléfonos móviles en el extranjero (‘roaming’), una medida que entrará en vigor a partir del próximo 1 de julio.
El acuerdo alcanzado por el Consejo, la Comisión y el Parlamento de la UE permitirá además medidas todavía más ventajosas para los usuarios de móvil a partir de 2014.
Se trata del tercer reglamento adoptado por la UE para rebajar el coste del uso de los teléfonos móviles en el extranjero, después de las bajadas impuestas a los operadores en 2007 y 2009.
Los costes
Con esta nueva medida, realizar una llamada desde el extranjero costará 29 céntimos por minuto a partir del próximo 1 de julio, en lugar de los 35 céntimos que cuesta actualmente, y enviar un mensaje de texto saldrá por 9 céntimos en vez de 11.
Por lo que respecta a los contratos de datos para móviles de última generación y tabletas, se ha acordado un precio de 70 céntimos por megabyte para 2012 y de 20 para 2014.
El descenso de los precios desde el próximo mes de julio será posible gracias a un aumento de la competencia, pues los operadores de móviles podrán escoger qué red utilizar a partir de los precios al por mayor más ventajosos que encuentren.
De este modo, “habrá un mayor número de operadores disponibles y bajarán los precios de los servicios para los ciudadanos”, afirmó en rueda de prensa la eurodiputada popular alemana Angelika Niebler, portavoz del grupo el Parlamento Europeo encargado de las negociaciones sobre el tema.
La comisaria europea de Agenda Digital, Neelie Kroes, expresó por su parte su satisfacción por un acuerdo que “da ventajas a largo plazo a los consumidores y que entrarán en vigor antes del verano, con lo que los europeos podrán disfrutar de mejores tarifas en vacaciones”.
“Los usuarios de telefonía están hartos de ser atracados con las tarifas de ‘roaming'”, afirmó Kroes en un comunicado.
Hasta la desaparición de la itinerancia
De cara a 2014, el acuerdo alcanzado este miércoles prevé que sean los propios consumidores los que elijan qué operador local les interesa más cuando usan sus terminales móviles o tabletas fuera de su país. Así, al cruzar la frontera podrá cambiarse de contrato sin tener que hacer nada más.
Las compañías locales tendrán incentivos si ofrecen a los usuarios tarifas ‘roaming’ al precio de las tarifas locales tanto para llamadas como para mensajes y datos.
Por último, el acuerdo prevé un sistema de alerta de SMS que informe al usuario del montante gastado cuando llegue a los 50 euros -o al gasto preestablecido por el cliente- de forma que se eviten “sustos” en el uso generalizado de descargas de datos cuando se viaja a otro país.
Estas medidas necesitan todavía el refrendo de los ministros de Industria de los Veintisiete y, en mayo, del Parlamento Europeo.
El objetivo final es la completa eliminación de las tarifas de itinerancia a medio plazo, de modo que realizar una llamada desde el extranjero cueste exactamente lo mismo que desde el país de origen.
Sería lo más deseable, aunque tampoco queremos intervenir demasiado en el mercado. Creemos que si aumenta la competitividad, acabará desapareciendo el ‘roaming'”, señaló Niebler.
Bruselas comenzó a tomar medidas contra las tarifas excesivas de itinerancia en 2004, cuando el Ejecutivo comunitario abrió procedimientos de infracción contra varios operadores telefónicos.
Bajadas anteriores
En 2007, la UE adoptó un reglamento que obligaba a las compañías a rebajar el coste por llamar desde el extranjero a un máximo de 49 céntimos por minuto para dicho año, 46 céntimos en 2008, y 43 céntimos en 2009, todos estos precios sin IVA.
La segunda reducción obligatoria de las tarifas de itinerancia entró en vigor en julio de 2009, mantenía los topes citados para ese año y preveía una bajada progresiva durante los siguientes dos.
Así, desde el 1 de julio de 2010 el precio máximo por minuto de las llamadas hechas desde otro país fue de 0,39 euros y el de las recibidas de 0,15 euros (sin IVA).
Desde el 1 de julio de 2011, las tarifas máximas se redujeron a 0,35 y 0,11 euros por minuto, respectivamente.
Para los mensajes de texto, el reglamento fijaba un precio máximo de 0,11 euros sin IVA, mientras que para el acceso a internet o la descarga de datos no se impusieron tarifas máximas, sino que se limitaba el precio que el operador de acogida podía imponer al operador local del cliente.

Enlace articulo original: http://www.elmundo.es/elmundo/2012/03/28/navegante/1332951027.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s